Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración y obtener más información aquí.  aceptar

Últimas noticias

La cocina en las Escuelas

316 Visitas 0 Liked

La cocina en las escuelas

Con el objetivo de ayudar a conciliar la vida laboral y familiar, los padres y madres tienen a su disposición en muchos centros un servicio que resulta muy útil para ellos, como son los comedores escolares. En la actualidad estos comedores y cocinas escolares son una necesidad para un gran número de familias, por lo que es importante que la administración pública por un lado y los colegios concertados o privados por otro garanticen y controlen su correcto funcionamiento. Dichos comedores son importantes para ayudar a mejorar y mantener los hábitos alimenticios de los niños y niñas, además de prevenir problemas de salud como la obesidad infantil.

Los comedores escolares de los centros españoles deben promover una alimentación saludable y de calidad, basada en la dieta mediterránea y supervisada por expertos nutricionistas, que debe caracterizarse por:

·         Introducir una mayor proporción de verduras en los menús infantiles.

·         Contar con fruta fresca como postre como mínimo cuatro veces por semana.

·         Usar aceite de oliva virgen extra en la elaboración de los menús.

·         Utilizar una mayor cantidad de pescado que de carne.

·         Limitar en gran medida los alimentos precocinados y frituras.

·         Apostar por la dieta mediterránea y productos ecológicos.

Además, también es fundamental que los comedores escolares cuenten con unas   instalaciones apropiadas. Dichas instalaciones deben estar dotadas con el equipamiento y la maquinaria adecuadas para poder realizar una cocina saludable y natural, cumpliendo estrictamente con las normativas de higiene y de sanidad exigidas por el estado, contando con auditorias e inspecciones de forma periódica.

El personal que trabaja en este tipo de centros debe ser personal cualificado y prestar un servicio de calidad y cuidar el comportamiento de los niños en la mesa sea el adecuado, como parte de su educación.

Por otra parte, un gran número de expertos creen que en las escuelas debería impartirse una asignatura que enseñe a los niños y niñas a cocinar, ya que esto conlleva una serie de beneficios muy importantes:

·         Fomentar la igualdad. Hoy en día en la mayoría de hogares españoles solo cocinan las mujeres, si se impartieran clases de cocina en los colegios se estaría beneficiando la igualdad entre géneros.

·         Ser respetuosos con la comida. Concienciar a los niños del valor que tienen los alimentos para optimizar al máximo su utilidad y no derrochar así la comida.

·         Fomentar la alimentación saludable. Alguno estudios poner de manifiesto que aprender a cocinar ayuda a  tomar conciencia de la necesidad de llevar una dieta saludable y variada, de esta forma, puede ayudar a prevenir muchas enfermedades.

·         Mantener las recetas tradicionales. Aprendiendo a cocinar se pueden mantener “las recetas de la abuela” y fomentar que éstas no se pierdan en las generaciones venideras.

·         Conocer los productos para tomar decisiones. Una persona formada es más independiente y más difícil de engañar, ya que conocen la materia prima y toman una decisión basada en el conocimiento.

Deja un comentario